estudi_podologic-1024x679

Alimentación saludable en todas las etapas de la vida

Recién nacidos, infancia y adolescencia

A partir del primer año de vida, los niños experimentan un crecimiento lento y mantenido durante la etapa escolar hasta la adolescencia. Los requerimientos nutricionales varían en función del grado de crecimiento individual del niño, del sexo, de la actividad física, etc. Por este motivo se ha de considerar la edad escolar como una etapa muy sensible a cualquier carencia o desequilibrio nutricional, ya que podría comprometer su correcto desarrollo físico y psíquico.

La adolescencia suele iniciarse a los 12 años, momento en que las necesidades nutricionales aumentan considerablemente llegando a superar las de sus progenitores. A nivel nutricional se recomienda realizar una ingesta variada a razón de las raciones recomendadas para esta etapa. Una vez pasada la adolescencia las raciones tendrán que disminuir en cantidad y mantener el concepto de variabilidad y calidad.


lactancia

Embarazo y lactancia

La investigación en el campo de la nutrición ha demostrado la considerable influencia de llevar a cabo una alimentación equilibrada y adaptada a las etapas del embarazo para satisfacer las demandas nutricionales a causa del crecimiento fetal así como para preparar a la mujer para una futura latancia materna.

El asesoramiento nutricional es elemental durante este periodo de tantos cambios. Te ayudaremos a resolver dudas y te guiaremos hacia una alimentación saludable para ti y tu futuro hijo.


menopausa

Menopausia

Los primeros síntomas típicos de la menopausia (sofocos, sudoraciones, labilidad emocional, etc.) generalmente vienen acompañados de un aumento de peso y una redistribución de la grasa corporal que hasta entonces no había existido. Toda esta sintomatología fisiológicamente normal preocupa mucho a la mujer, que muchas veces no sabe cómo hacer frente a esta nueva situación.

En nuestro centro te ayudaremos a reorganizar tu estilo de vida alimentario con el fin de miminizar los efectos de la menopausia y afrontar este periodo nuevo con salud y optimismo.


gentgran

Personas mayores

A partir de los 65 años se considera que la persona entra en un periodo en el que se irá haciendo mayor hasta llegar a una edad muy avanzada. Las personas mayores conforman un amplio abanico de edades, estados fisiológicos y psicológicos con consideraciones nutritivas bien diferenciadas.

La pauta nutricional ha de tener en cuenta estas consideraciones y garantizar una buena disponibilidad de los nutrientes. Deben potenciarse las técnicas culinarias sencillas y que sean de fácil digestión y masticación.

En algunas ocasiones se tendrán que aplicar técnicas culinarias que modifiquen la textura de los alimentos, como los triturados, para que las personas mayores con problemas de masticación se nutran correctamente. En el centro le ayudaremos a preparar estos platos, con medidas precisas de alimentos a introducir, que le aportarán hidratos de carbono, proteínas, grasas, fibras, vitaminas, minerales y agua.

De igual importancia es la ingesta de agua u otros alimentos que le ayuden a hidratarse correctamente y adoptar hábitos de vida saludables, como el deporte moderado (caminar, bailar, nadar, etc.).


Compartir